• ¿Cómo cuidar tu coche después del verano?

    ¿Cómo cuidar tu coche después del verano?

    28 de Agosto de 2017

    Las vacaciones van llegando a su fin y son muchos los que después de la “operación salida” comienzan la “operación retorno”, tanto si has hecho muchos kilómetros como menos, es necesario tener en cuenta cómo cuidar tu automóvil después del verano. 

    Puesto que el cambio de clima al recorrer largas distancias, las altas o bajas temperaturas que afectan al coche, los vientos en tierra o playa que afectan a la carrocería y la afluencia de tráfico, hacen que el coche sufra y que necesite una revisión para una conducción segura de vuelta a la “normalidad”. 

    Por estos motivos, es necesario tener en cuenta: 

    - Revisión de Kilometraje y las luces ( ver los kilómetros recorridos y así saber cuáles son los próximos restantes para realizar el próximo servicio en agencia y tener en cuenta el habitáculo de las luces que este en buen estado y no de ningún fallo o problema en el automóvil). 

    - Inspeccionar los neumáticos (revisar el estado de los neumáticos, debido a que dependiendo de los terrenos transitados se puede producir desgaste y hasta deformidades en las llantas)

    - Limpiar el interior y el exterior del auto (debido a los cambios de clima y los daños que sufre la carrocería, es necesario llevar el vehículo a un autolavado y así quitar el exceso con sustancias especiales y de la misma manera tener en cuenta la limpieza interna, debido a que se han podido derramar sustancias dentro del auto, así como subir y bajar distintos pasajeros que introduzcan basura). 

    - Revisar los líquidos (revisa los líquidos para darte cuenta de posibles fugas producidas durante el viaje). 

    - Inspección mecánica (para revisar en profundidad no solo los aspectos relacionados con el motor, sino también los frenos, las luces y los sistemas de seguridad y entretenimiento).

    En resumen, lo mejor es una revisión general del estado coche, lo que conllevara una  puesta a punto de nuestro automóvil para el próximo cambio de estación. 


  • Qué mantenimiento debes hacer al coche

    Qué mantenimiento debes hacer al coche

    18 de Agosto de 2017

    Texto: autocasion.com

    ¿Cómo llevar el mantenimiento de tu coche? Para llevar el mantenimiento de tu coche hay que tener controlados los elementos y cada cambio correspondiente. El líquido de frenos, el aceite, la correa de distribución… son elementos con una vida útil concreta; sustituirlos a tiempo puede hacernos ahorrar mucho dinero.

    Más vale prevenir: esta máxima es válida para casi todo en esta vida y el coche forma parte de nuestro día a día, por lo que no está exento de cumplir el dicho. Todos sabemos que hay que cambiar el aceite, los neumáticos… pero otros elementos no son tan evidentes y, sin embargo, sustituirlos es igual de importante.

    Los consejos que te voy a dar a continuación son generales; lo ideal es que revises el manual de instrucciones de tu coche o el de mantenimiento (también llamado libro de servicio), donde vendrán especificados los planes y, en ocasiones, un “check list” con los puntos que tenemos que revisar y cada cuánto debemos hacerlo.

    Lo primero que hay que saber es que algunos componentes de tu vehículo no sólo se desgastan con el uso: también con el tiempo, por eso las revisiones periódicas del plan de mantenimiento del coche son cada 10.000 km o un año, por ejemplo. Aunque no llegues a realizar los 10.000 km en un año, deberás inspeccionarlos igualmente.

    El líquido de frenos, cada 2 años

    Éste es uno de los elementos que envejece con el tiempo más que con los kilómetros. La mayoría de los líquidos de freno que se emplea en el automóvil son compuestos de un alcohol hidrófilo (sus moléculas tienen gran afinidad por las de agua); esto hace que vaya absorbiendo el agua que hay en el ambiente, lo que produce 2 efectos muy peligrosos:

    • Baja el punto de ebullición, por lo que hierve a menos temperatura y podemos quedarnos sin frenos por un exceso de calor bajando un puerto: el pedal se vuelve esponjoso y apenas detiene el coche. Se conoce como fadding del líquido de frenos.
    • El agua favorece la formación de óxidos y puede emulsionar el líquido, produciendo averías en el sistema de frenado.

    Tener un accidente o reparar un cuerpo de válvulas del ABS es infinitamente más caro que cambiar (ineludiblemente) el líquido de frenos en un plazo máximo de dos años. Un litro de DOT 4 cuesta unos 10 euros y una hora de mano de obra; un grupo hidráulico puede multiplicar por 30 ese importe.

    El mismo fluido suele emplearse para el mecanismo del embrague en los coches con mando hidráulico: debemos sustituirlo también, aprovechando que hacemos lo mismo con el de los frenos.

    Todo el mundo sabe que al cambiar el aceite se debe sustituir también el filtro (en cada cambio, no cada dos, como he visto a veces en algún taller… el precio medio de un filtro de aceite es de 12 euros, por esa cantidad no merece la pena ensuciar el aceite nuevo haciéndolo pasar por un filtro viejo). Aunque es el más conocido, no es el único filtro del coche.

    Es sorprendente que hasta 1978 a nadie (fue Saab) se le ocurriera que si se pone un filtro de aire en el motor para no dañar los cilindros por la entrada de impurezas, no sería mala idea “tamizar” el aire que respiran los pasajeros, bastante más importantes que un propulsor. Así, la marca sueca fue pionera al incorporar un filtro en la entrada de aire al habitáculo.

    Dichos filtros se colman rápidamente (sobre todo en las ciudades), porque para aumentar su efectividad están cargados electroestáticamente con el fin de atrapar el polvo, polen, etc. Se deben sustituir cada año. Si alguna vez ves el estado en el que se suelen encontrar, entenderás el trabajo tan importante que cumplen. Además, un filtro del habitáculo en mal estado puede provocar averías en el sistema de climatización, malos olores y un mayor consumo energético -al reducir el flujo de aire-.

    En el coche nos encontramos con los siguientes filtros:

    • Filtro de aceite: se debe cambiar cada vez que se sustituya el propio aceite; en un coche moderno suele ser cada año o 20.000 km, lo que antes alcancemos. En modelos más veteranos, el cambio debe hacerse cada 10.000 km: consulta el plan de mantenimiento de tu vehículo.
    • Filtro de aire motor: muchas veces basta con limpiarlo y “soplarlo”; se debe revisar al menos una vez al año, aunque suele aguantar más, dependiendo de lo polvorienta que sea la zona en la que nos movamos habitualmente.
    • Filtro de combustible: lo normal es que se sustituya cada 4 años o 60.000 km, es muy importante en los motores modernos de inyección directa de gasolina, con el fin de evitar daños en la bomba de alta presión e inyectores.
    • Filtro de aire del habitáculo: se debe cambiar una vez al año, así evitaremos la proliferación de ácaros y alergias.
    • Filtro de aceite en la caja de cambios automática: es vital para la vida de la caja de cambios, se debe cambiar junto con el fluido hidráulico cada 60.000 km.

    Los líquidos caducan

    En el coche hay varios fluidos que envejecen con los kilómetros, pero también los cambios de temperatura, la suciedad y el tiempo terminan por hacer que pierdan sus propiedades, por lo que es conveniente su sustitución.

    • Líquido refrigerante: actualmente se emplean refrigerantes orgánicos que son “de por vida”. Sin embargo, no está de más cambiarlo y hacer un flushing (limpieza con otro líquido) del circuito de refrigeración para mantenerlo en perfecto estado. En mi opinión, debe hacerse cada 10 años. Si tu coche tiene más edad y utiliza un anticongelante de los convencionales, basado en glicol, debes sustituirlo cada 2 o 4 años como máximo; de lo contrario pierde propiedades y puede romper el bloque motor al helarse… o provocar calentones en verano, reparaciones que pueden multiplicar por 100 el precio del anticongelante.
    • Aceite del motor: en los coches modernos se ha alargado mucho el intervalo para el cambio de aceite. Un buen aceite sintético puede superar fácilmente los 15.000 km (aunque debes revisar el nivel cada 1.000 km o mensualmente). El libro de mantenimiento te indicará el período recomendado. Síguelo a rajatabla.
    • Aceite del diferencial y caja de cambios manual: estos fluidos vienen marcados en el manual del coche como “sin mantenimiento”; en teoría deberían durar toda la vida. Yo no estoy muy de acuerdo con esta afirmación y te recomiendo sinceramente que los cambies cada 100.000 km o 10 años.
    • Líquido de transmisiones automáticas: es importantísimo reemplazar el aceite en las cajas de cambio automáticas, sobre todo en las que funcionan con un convertidor de par, pues alcanzan temperaturas importantes. No te ahorres ni un céntimo en un líquido de mala calidad o en alargar su sustitución, ya que la reparación de una caja de cambios automática puede ser ruinosa. Lo normal es que se deba sustituir cada 60.000 km o 5 años como máximo, pero consulta el manual de tu coche.
    • Líquido de servodirección: poco a poco, las direcciones eléctricas están haciendo desaparecer las de asistencia hidráulica, pero aún existen y debes cambiar el líquido cada 100.000 km o 10 años para evitar averías en los retenes.
    • Líquido LHM Citroën: la excepcional suspensión hidroneumática de Citroën necesita tener en perfecto estado el líquido LHM para evitar problemas. Sigue el plan de mantenimiento al pie de la letra.

    Periféricos del motor

    Hay elementos en el motor que se deben cambiar para prevenir roturas que nos puedan dejar tirados o provocar averías graves. Es muy triste ver cómo tu viaje se va al traste cuando la grúa se lleva tu coche con algo tan banal como una correa del alternador rota. Suelen ser piezas cuyo coste es relativamente barato y que compensa con creces anticiparse a su fallo.

    • Correa de auxiliares: el movimiento giratorio del cigüeñal se emplea para más cosas que desplazar las ruedas del coche; también acciona elementos como el alternador, la bomba del agua, el compresor del aire acondicionado, etc. En algunos automóviles es una única correa la que mueve todos los auxiliares, en otros hay varias correas. Lo normal es que se cambien cada 100.000 km, pero no está de más que las revises cada año por si hay grietas o se han manchado con aceite, que las daña. Si oyes una especie de chillido al acelerar, lo más probable es que la correa esté patinando y pueda romperse, dejándote tirado o provocando averías graves.
    • Termostato del refrigerante: el termostato se encarga de abrir el paso del agua de refrigeración del motor al radiador para que se enfríe. Si se estropea, el agua no se refresca y podemos romper la junta de culata o incluso gripar la mecánica. Apenas cuesta 40 euros, cámbialo cada 10 años o 100.000 km.
    • Bomba de agua: es una gran olvidada hasta que falla y tenemos un problema. Puede durar toda la vida, pero merece la pena cambiarla antes de llevarnos un susto, sobre todo cuando nuestro coche la mueve mediante la misma correa que la distribución: en este caso, una bomba de agua gripada puede hacer saltar la distribución. Sustitúyela junto con la correa de distribución siempre.
    • Correa de distribución: es vital no apurar su cambio, mejor antes que después de la recomendación del fabricante. Lo normal es que vengan preparadas para ser reemplazadas cada 100.000 km o 6 años, pero revisa el manual de tu coche: sus intervalos de sustitución varían entre marcas.
    • Manguitos y tubos de goma: los motores modernos parecen más la obra de un fontanero que de un mecánico, están llenos de tubos y mangueras por las que circulan refrigerante, aire, gasolina… Con el tiempo, los manguitos pierden rigidez y se hinchan; además, se vuelven quebradizos. Comprueba su estado con frecuencia y empieza a “sospechar” a partir de los 10 años o 200.000 km. Muchos problemas de fallos de inyección se deben a tomas de aire provocadas por grietas en las tuberías correspondientes del propulsor, no serás el primero que cambia un caudalímetro de más de 500 euros por culpa de una pequeña fisura en un tubito de goma de apenas 4 euros. Revísalos y sustitúyelos al menor síntoma de vejez.



  • Averías más comunes en coches de más de 10 años

    Averías más comunes en coches de más de 10 años

    27 de Julio de 2017

    Si tu coche tiene más de 10 años, deberías empezar a prestarle una mayor atención, pues el 70 % de las averías que sufren los vehículos son a partir de esa edad, mientras que apenas uno de cada diez averías se producen en coches con entre 1 y 5 años.

    Según un estudio realizado por Autingo, en el que se han analizado unas 14.300 solicitudes de reparaciones recibidas a través de la plataforma online, más del 60 % de los vehículos supera los 10 años en España. Un dato a tener en cuenta ya que el envejecimiento del vehículo puede derivar en padecer accidentes, aumento de la emisión de contaminantes y, por supuesto, averías de más gravedad y mayor inversión económica.

    Averías más comunes

    Entre las averías más comunes en los coches detectadas a partir de los 10años destaca el desgaste de la correa de distribución, una avería que se puede evitar realizando un mantenimiento adecuado y las revisiones pertinentes, pero cuya rotura puede dañar gravemente el motor. La antigüedad del vehículo también afecta seriamente al embrague y los distintos componentes del sistema de frenos, reduciendo su efectividad y capacidad de uso. Además, elementos tan importantes para la seguridad como son los anclajes de los cinturones y las averías en los tubos de escape son propensos a acusar importantes desgastes y fisuras con el tiempo y conviene revisarlos, pues se encargan de reducir la emisión de gases a la atmósfera.

    La importancia de realizar un mantenimiento

    Son averías, que en muchos casos suponen un importante desembolso económico, pero que según Pedro Sanz, director general de Autingo, podrían evitarse, en cierta manera, realizando un adecuado mantenimiento.

    “El desgaste por uso a lo largo de los años trae consigo averías de lo más normalespara un vehículo que va quedando anticuado, pero en ocasiones no llevar a cabo el mantenimiento adecuado conlleva a la aparición de averías que pueden agravar aún más la situación y poner en riesgo la seguridad al volante”, declaró.

    Por ello, es importante realizar las revisiones periódicas, a ser posible en un taller de confianza, y acometer los arreglos necesarios a tiempo. Al final, un coche con un buen mantenimiento tiene una vida mucho más larga y segura, no poniendo en peligro ni a sus ocupantes ni al resto de conductores. 

    Los coches modernos cuentan con más componentes y son más complejos que los antiguos, y aunque algunas averías se han erradicado por completo, han aparecido otras de nueva generación como los fallos presentados en los sistemas multimedia, navegadores e interfaces de entretenimiento. Eso sí, los problemas mecánicos están cada vez más solventados.

  • Averías en el coche que provocas tú mismo

    Averías en el coche que provocas tú mismo

    13 de Julio de 2017

    Los conductores estamos llenos de vicios y costumbres. Muchas de ellas pueden provocar averías importantes que, siguiendo una serie de consejos y buenas prácticas, se pueden evitar.

    • Un factor a tener en cuenta y que muy pocas veces caemos en ello es en el control de la temperatura en el momento de acelerar. Cuando el coche ha estado parado un tiempo, el aceite se queda en el fondo del cárter. En el arranque, el propulsor necesita unos segundos para que este aceite adquiera temperatura y comience a circular. Por eso, acelerar con el motor frío ocasionará un desgaste innecesario del interior del motor llegando a reducir su vida útil hasta un 50%. ¿Cómo solventamos este problema? Lo ideal es que esperar diez segundos antes de emprender la marcha e ir acelerando de forma progresiva.
    • Otra mala costumbre que puede ocasionar un excesivo desgaste del sistema de embrague es la de mantener pisado el embrague cuando paramos en un semáforo, ya que siempre se produce cierto rozamiento en sus partes internas. Lo mejor en estos casos es poner el coche en punto muerto.
    • Pisar mucho el freno en bajadas prolongadas puede provocar un desgaste de los discos y pastillas, deformaciones en los discos (que ocasionarían fuertes vibraciones en el volante al frenar) y ofrecer una menor resistencia a la fatiga. Por estos motivos, lo mejor cuando bajamos fuertes pendientes es utilizar marchas cortas.  
    • También suele ser frecuente circular con el motor bajo de revoluciones. En el catalizador y la válvula EGR se acumulará más carbonilla y su vida útil podría reducirse hasta un 50 %. Además, en motores con muchos años, el sobreesfuerzo del propulsor podría provocar daños en piezas como los casquillos del cigüeñal, cuya reparación puede llegar a superar los 1.500 euros. Pare evitar este problema es conveniente mantener el motor siempre a un régimen en el que notes que el coche responde de forma contundente a poco que pises el acelerador.
    • Otra práctica muy común es la de apagar el motor de golpe después de haber sometido al coche a un esfuerzo importante. Si detenemos el motor sin dejarlo reposar, el aceite que queda acumulado en él tenderá a carbonizarse, provocando que el turbo se averíe. Por eso, después de haber circulado durante un largo tiempo, basta con que esperes en torno a un minuto antes de detener el motor. En ese tiempo el sistema de refrigeración y la propia circulación del aceite rebajaran la temperatura del turbo, reduciendo el riesgo de avería en más de un 90%.

    Ante cualquier problema que pueda surgir, en Talleres LB, situado en Las Rozas, ponemos solución de forma profesional y eficaz. Servicio de diagnosis, electricidad y mecánica, neumáticos y una variada cantidad de servicios para que pongas tu coche a punto.

  • Claves para una conducción económica

    Claves para una conducción económica

    8 de Junio de 2017

    Muchas personas han oído hablar del término de conducción eficiente o económica, pero pocas saben exactamente qué es y cómo aplicarlo. La conducción eficiente consiste en introducir ciertos cambios en los hábitos de conducción que permiten reducir el consumo de combustible y ayuda a reducir los niveles de contaminación con el automóvil.

    Los vehículos están cada vez más equipados con avances tecnológicos que permiten aprovechar al máximo la energía, pero esto no sirve de nada si el conductor no aplica una serie de técnicas que explicamos a continuación. 

    Momento de arranque y puesta en marcha

    A la hora de arrancar el motor lo mejor es hacerlo sin pisar el acelerador. Y en cuanto a ponerse en marcha, en los motores gasolina es conveniente hacerlo inmediatamente después del arranque; y en los motores diésel es preferible esperar unos segundos.

    Introducción de la primera marcha

    Se debe usar solo en el inicio y cambiar a segunda después de dos segundos o tras haber recorridos unos 6 metros aproximadamente.

    Aceleración y cambio de marchas

    En este caso es fundamental conocer tu coche, puesto que puede cambiar de un motor a otro. En los vehículos de gasolina las revoluciones óptimas se encuentran alrededor de las 2.000 rpm y en los diésel alrededor de las 1.500 rpm. Es importante realizar el cambio rápidamente, pues parte de la fuerza adquirida en la aceleración se pierde con el rozamiento.

     A la hora de cambiar la marcha, lo recomendable es hacerlo:

    - cambiar a 2ª marcha a los 2 segundos o 6 metros.


    - cambiar a 3ª marcha a partir de unos 30 km/h.


    - cambiar a 4ª marcha a partir de unos 40 km/h. 


    - cambiar a 5ª marcha por encima de unos 50 km/h.

    Qué marchas utilizar

    Circular con la marcha adecuada influye en el consumo de combustible.

    Las marchas largas son esenciales para gastar menos carburante. Se deben utilizar siempre que se puedan a pocas revoluciones con el acelerador a medio pisar. En la ciudad es recomendable conducir en 4ª y 5ª marcha.  

    Velocidad

    Lo ideal es mantener una velocidad de circulación uniforme. Sin aceleraciones bruscos o frenazos. Y, por supuesto, intentar llevar una velocidad moderada. A mayor velocidad, mayor consumo. Hay que mantener una velocidad constante a la menor velocidad posible dentro de cada circunstancia particular de la conducción.

    Desaceleración

    Para desacelerar lo mejor es levantar el pie del acelerador manteniendo la misma marcha y después frenar suavemente e intentar reducir lo más tarde posible.

    Detención y paradas del coche

    Otro factor a tener en cuenta para hacer una conducción económica es detener el coche sin reducir previamente de marcha. Y en el caso de hacer paradas superiores a los 60 segundos, lo más eficiente es apagar el motor.


  • Importancia de las luces led en tu coche

    Importancia de las luces led en tu coche

    27 de Febrero de 2017

    Ya comentamos en el post de “por qué es importante pulir los faros de los coches” la importancia de tener un buen sistema de iluminación en el coche. En esta ocasión queremos hablar de las opciones que iluminación que tienes para tu vehículo. Más concretamente de las luces led.

    Hasta ahora, la iluminación más común era la halógena y la de xenón, sin embargo en cuanto a vida útil, intensidad y alcance, los faros tradicionales presentan algunas limitaciones. De hecho, en los departamentos de desarrollo de algunos grandes fabricantes, esta opción se ha descartado completamente.

    Los faros led están sustituyendo los sistemas de iluminación tradicionales por muchos motivos:

    ·         Los faros led tienen una vida útil de 10.000 horas, el triple que las luces halógenas y de xenón, cuya utilidad suele ser de entre 2.000 y 4.000 horas.

    ·         Son de bajo consumoenergético como ya se sabe.

    ·         Iluminan la carretera con muchas más potencia y precisión gracias a su enorme velocidad de reacción.

    ·         No deslumbra y su iluminación es limpia y clara.

    ·         Visión nocturna intensa.

    ·         En la posición larga, alcanza mayores distancias.

    Estas son algunas de las ventajas que las luces led puede aportar a tu vehículo, que,  finalmente, todas ellas se reducen a una principal: mayor seguridad.

    Es cierto que la instalación de este sistema de iluminaciones elevado, sin embargo, en cuestiones tan importantes como la seguridad, la parte económica debería pasar a un segundo plano.

    En Talleres LB tenemos un nuevo servicio en el que realizamos el cambio de luces led por un precio más que competitivo y a manos de verdaderos profesionales. Si quieres saber más sobre las condiciones de este nuevo servicio, infórmate aquí.

  • Por qué es importante pulir los faros de los coches

    Por qué es importante pulir los faros de los coches

    14 de Febrero de 2017

    Cuando hablamos de los faros de los coches, pocas veces nos referimos a la seguridad. En cambio, ahí radica la verdadera utilidad de los faros, ya que la iluminación se refiere tanto a ver como a ser vistos y, por tanto, el deterioro de los faros pone en peligro nuestra seguridad. Para que esto no ocurra, lo ideal es tener los faros en perfectas condiciones y así restaurar la visibilidad del coche.

    ¿Por qué se deterioran los faros?

    Con deterioro de faros no nos referimos a roturas en el cristal, sino a la perdida de la transparencia. Actualmente, los faros de los coches están recubiertos por un plástico de policarbonato, un material más ligero y resistente que el cristal. El problema es que al ser un plástico, el paso del tiempo y las altas temperaturas terminan haciéndolos más opacos y perdiendo, por tanto, su eficacia.

    ¿Cómo saber que los faros están deteriorados?

    La mayoría de las personas se dan cuenta de que sus faros no están en estado óptimo cuando pasan la ITV y los profesionales lo detectan. Esto implicará, además de no pasar la ITV, un gasto, ya que una iluminación defectuosa supone una falta.

    Lo importante es comprobar cada cierto tiempo como lucen los faros. Es decir, fijarnos si han perdido transparencia y si tienen o no una capa blanquecina. Otra forma es darnos cuenta de cómo iluminan cuando hay falta de luz. Si no alumbra correctamente, será señal de que hay un problema. En cualquiera de los casos, será un indicativo de que es el momento de abrillantar o pulir el faro.

    En Talleres LB contamos con un completo servicio de pulido de faros a través de una máquina que se encarga de microlijar la superficie haciendo que la capa más externa desaparezca. De esta forma, el faro quedará limpio y en perfectas condiciones para circular con seguridad. Si quieres saber sobre nuestro servicio de pulido de faros, infórmate aquí.

  • Cómo se ponen unas cadenas de nieve

    Cómo se ponen unas cadenas de nieve

    30 de Enero de 2017

    Estamos en pleno invierno y algunas zonas no se libran de las nevadas que tan bonitas nos parecen, pero que tantos problemas ocasionan a veces. Para esta época del año es imprescindible llevar siempre unas cadenas en el maletero y, sobre todo, es imprescindible saber ponerlas. Esta suele ser la asignatura pendiente de muchos conductores, sin embrago, es mucho más sencillo de lo que se cree. En Talleres LB os detallamos paso a paso como ponerlas y os mostramos un video de Autobild.es dónde se explica y se muestra el proceso.

    ¿Cómo se colocan las cadenas?

    Según la DGT estos son los pasos que hay que seguir a la hora de poner unas cadenas a las ruedas de tu coche:

    • Desabroche el aro rígido e introduzca un extremo por detrás de la rueda, deslizándolo por el suelo. 
    • Tome los dos extremos, compruebe que la cadena no queda aprisionada por la rueda, cierre el aro interior y céntrelo por detrás del neumático.
    • Cierre el anillo exterior y centre el conjunto de la cadena sobre la zona de rodadura y flancos del neumático.
    • Apriete con el tensor y enganche el sobrante de la cadena para que no golpee en el paso de rueda.

    ¿Es obligatorio llevar cadenas?

    Es verdad que la normativa no obliga a llevarlas en el coche, pero es más que recomendable si vas a pasar por un lugar nevado y no quieres que la movilidad de tu automóvil se vea afectada.

    Cuando si es obligatorio ponerlas es en zonas nevadas y dónde la señalización indique que hay que llevarlas. En el caso de que sea obligatorio y no lleves cadenas, deberás echarte a un lado en la carretera para no entorpecer el tráfico. Si sigues circulando y te paran, te advertimos que la multa es de 200 € sin retirada de puntos.

    ¿En qué ruedas se colocan las cadenas del coche?

    Siempre en las motrices. Lo que significa que si el vehículo es de tracción delantera, deberán ir en las ruedas delanteras y si es de propulsión, en las ruedas traseras. En el caso de los 4x4 lo recomendable es poner las cadenas en las cuatro ruedas, pero si no se dispone de dos juegos de cadenas, es preferibles ponerlas en las delanteras para un mejor control de la dirección.

    ¿Cómo se debe circular con las cadenas puestas?

    Una de las indicaciones principales a seguir es que no debes circular a más de 50 km/h, aunque la DGT recomienda que no pases de los 30 km/h. No hay que olvidar que la adherencia del coche en estas circunstancias es mucho menor, por lo que la distancia de frenado debería aumentar y extremar las precauciones.

    Además, hay que tener en cuenta que en el momento en que la carretera se despeje, hay que quitar las cadenas, porque de lo contrario, los neumáticos pueden quedar dañados.

  • Cómo saber si la batería de tu coche está fallando

    Cómo saber si la batería de tu coche está fallando

    3 de Enero de 2017

    La batería de un coche no dura eternamente y es una parte tan importante del vehículo que sin ella es incapaz de arrancar. Son muchas las señales que te indican que tu batería está empezando a fallar y en Talleres LB hemos querido contártelas para que no te quedes tirado en el momento más inoportuno. Ya sabéis el dicho: "más vale prevenir..."

    A continuación te presentamos los principales indicadores que te advertirán de que algo no está funcionando como debería. Las separaremos en dos partes: las indicaciones del tablero de tu cuadro de mandos y las indicaciones de arranque del motor.

     Indicaciones del tablero

    - Cuando la batería empieza a fallar, generalmente, se enciende una luz indicadora de la batería en el panel de instrumentos

    - En algunas ocasiones, en el panel hay un amperímetro que señala el estado de la batería. Cuando la flecha señala la parte baja, significa que la batería está en mal estado.

    Normalmente todos los coches disponen de un símbolo, que es la imagen de una batería con un signa + y uno – en los extremos.

     Indicadores de arranque

    -Cuando el vehículo presente dificultades para arrancar será señal de que la batería está teniendo problemas. Aunque finalmente logres ponerlo en marcha.

    - Un arranque más lento de lo normal y la pérdida o atenuación de las luces internas y externas indican también fallos en la batería. .

    -Mantén un ojo en los sistemas eléctricos de tu vehículo, incluyendo los faros, radio, sistema de inyección de combustible y calefacción o aire acondicionado pues cuando estos fallen lo más probable es que se deba a un desgaste de la batería.

    Si se detecta algunos de estos problemas, es momento de plantearse cambiar la batería. Esto suele suponer un gasto importante, por lo que es conveniente estar atentos para prever los costes. Y como en Talleres LB pensamos en todo, hemos lanzado una oferta de una batería Tudor por solo 110 € con IVA incluído. Si quieres saber más sobre las ventajas que te ofrece, infórmate aquí.

  • Los coches eléctricos que más se venderán en 2017

    Los coches eléctricos que más se venderán en 2017

    23 de Diciembre de 2016

    Según un artículo de la revista web de coches y del mundo de motor Autobild.es, la web Forococheseléctricos ha realizado una encuesta durante las últimas semanas donde los usuarios han podido votar qué coche eléctrico se comprarían en 2017. 

    Según las respuestas, el Tesla Model 3 se situaba en primera posición con un 42% de los votos y el Opel Amperae en tercera, sin embargo han quedado fuera del ranking al no tener ninguno de los dos todavía fecha de lanzamiento.

    Finalmente estos han sido los resultados:

    1. Renault ZOE

    2. Nissan Leaf

    3. Tesla Model S

    4. Hyundai Ioniq

    5. BMW i3

    6. Kia Soul EV

    7. Volkswagen e-Golf

    8. Smart ED

    9. Citroën C-Zero

    10. Mercedes Clase B ED


  • Cómo saber si tienes multas pendientes

    Cómo saber si tienes multas pendientes

    24 de Noviembre de 2016

    ¿Estas seguro de saber las multas que tienes o de si te queda alguna por pagar? Cuando surgen esas dudas lo más habitual es acudir a la fuente más fiable, la DGT. No obstante, no es la forma más sencilla ni rápida. Hay otras opciones que puedes utilizar accediendo desde tu ordenador o Smartphone. Son procesos mucho más simples e, incluso, te dan la oportunidad de recibir aviso en el caso de ser multado.

    Para el ordenador, existe Buscamultas. Puedes acceder desde cualquier navegador y con tan solo poner el DNI del propietario del coche y la matrícula, te informa de las multas que tienes pendientes.

    Sin embargo, muchas veces se necesita la información de forma inmediata y en ese momento puede no haber un ordenador a mano. Para estos casos hay una serie de aplicaciones que te permiten hacer tu consulta cuando quieras. Una de ellas es Tus Multas, desarrollada para sistema IOS y bastante fiable. Es gratuita y te informa en tiempo real de todas las sanciones de tráfico y de los cambios en tus puntos del carnet para evitar sorpresas desagradables.

    Para Android están TienesMultas (también en iOS) y Multalitas. La primera te permitirá, al instante, saber si tienes alguna multa publicada en Boletines Oficiales, así como suscribirte al sistema de alertas para que te avisen en caso de encontrar futuras multas. También gratuita. 

    En Multalitas el procedimiento es parecido al de las demás aplicaciones. Introduces tu DNI y matrícula y tienes la información que buscas. 

    Además, todos ofrecen el servicio adicional de detectar si se incluye una nueva multa en el BOE.


  • Wazypark. La app para encontrar aparcamiento a la primera

    Wazypark. La app para encontrar aparcamiento a la primera

    26 de Octubre de 2016

    Si te preguntan por qué no tienes coche en Madrid, seguramente tu respuesta será que debido a la cantidad de tráfico de la capital, tener que andar pensando dónde aparcar el coche es más estresante que cogerte el Metro.

    Sin embargo, la creciente mejora de la tecnología, a veces, se utiliza para hacernos la vida más fácil (no, no siempre, pero al menos este es uno de esos casos).

    Imagínate poder coger el móvil y que este te diga dónde hay una plaza de aparcamiento cerca de donde te encuentras. No es magia, es real, y la aplicación que te permite tan magnífico milagro de llama Wazypark. Esta aplicación móvil se encarga de geolocalizar una plaza libre de aparcamiento para evitarnos así tener que perder tiempo dando vueltas. Te suena este problema, ¿verdad? ¿Quién no ha llegado tarde a una cita dando vueltas como un coyote por las calles cercanas al su lugar de encuentro?

    Lo mejor de todo este asunto es que esta idea tan simple como ingeniosa ha sido desarrollada por un chico valenciano llamado Carlos Rodríguez Vargas. Según él, la idea nació en los alrededores de un centro comercial del Madrid, un día en que estaba con su mujer y en el que no conseguían aparcar. Vueltas y vueltas preguntando a la gente “¿te vas?”.  

    Esta estresante situación dio lugar a la creación de una aplicación cuya base fue esa misma pregunta “¿te vas?”. Así nació Wazypark, una de las 150 apps más descargadas y que genera al día más de 30.000 avisos de sitios libres.

    Gracias a esta aplicación móvil, ahorras dinero en gasolina, tiempo, y, encima, es una aplicación gratuita disponible tanto para iOS como para Android. Además, para aumentar las ventajas de bajarse la aplicación, te dan una serie de puntos a medida que la usas y que puedes usar luego para numerosos servicios. Debido a que tienen acuerdos con compañías como Repsol o Iberia, puedes canjear esos puntos en gasolina, talleres, taxis, ADSL, móviles… en fin, todo un filón de un creador que se lo han montado muy, muy bien.

    Después de saber esto, ¿vas a seguir dando vueltas para poder aparcar el coche?

  • ¿Por qué se producen los atascos?

    ¿Por qué se producen los atascos?

    11 de Octubre de 2016

    Seguro qué te ha pasado muchas veces eso de ir circulando por la carretera y de repente, sin motivo aparente, encontrarte con un atasco de los que te dan ganas de bajarte del coche e irte andando. No parece que haya ocurrido ningún accidente, ni la vía se encuentre en obras, entonces ¿por qué pasa?

    En realidad, un atasco es un hecho espontáneo que sucede debido a pequeñas variaciones en la velocidad del vehículo. Si alguien frena bruscamente, el efecto se van extendiendo hacia atrás como una onda en cuanto el número de coches supere una determinada densidad. Pero no nos confundamos, un tráfico denso no lleva automáticamente a un atasco, es el tiempo que tardan los conductores en reaccionar lo que crea problemas. En muchas ocasiones no se detecta el problema con antelación y se frena de golpe, provocando así que el siguiente coche tenga que frenar aún más rápido y así sucesivamente. Ahí es donde comienza el verdadero problema.

    Pero vayamos un paso más para que se entienda mejor. Hay dos conceptos claves a la hora de formarse un atasco: la distancia de seguridad y la velocidad. La cuestión es que mucha gente no distingue entre una y otra y se piensa que por ir más pegado al coche de delante, va a llegar antes a su destino. Y no es así. Si circulas a 100 km/h y tu destino está a 100 km, tardaras, obviamente, una hora en llegar. Y no importa cuanta distancia haya entre tu vehículo y el siguiente. Sin embargo, la gente lleva mucha prisa y tiende a  pegarse al coche de delante como una lapa sin saber que no va a conseguir nada.

    En un atasco de tráfico esto es básicamente lo que ocurre. La velocidad disminuye, no existen las posibilidades de cambiarte de carril ni de hacer ninguna maniobra, pero los conductores intenta continuar con la misma velocidad sin dejar, por tanto, una distancia apropiada. Si, en cambio, los coches aminoraran la velocidad, adecuándose a las condiciones de la carretera en ese momento, y dejaran el espacio adecuado, todos podrían circular sin necesidad de pararse.

    La infraestructura de las ciudades es también una de las causas más importantes del porqué se producen los atascos. Son lo más parecido a un embudo y, mientras esto no mejore, seguiremos padeciendo las inclemencias del tráfico cada día.  

  • ¿Cuáles han sido los 10 coches más vendidos en España en el mes de septiembre?

    ¿Cuáles han sido los 10 coches más vendidos en España en el mes de septiembre?

    5 de Octubre de 2016

    Los efectos del receso de la crisis comienzan a anotarse en algunos sectores, como es el caso del automovilístico. Según datos, la matriculación de vehículos ha subido un 13,8% respecto al mismo mes del año pasado. De hecho, la cifra de ventas fue el pasado mes la mejor que se ha registrado desde 2007.

    Los datos ofrecidos por la Asociación Nacional de Importadores de Automóviles, Camiones, Autobuses y Motocicletas (ANIACAM), ha realizado un ranking de los diez coches más matriculados durante el pasado mes de septiembre.

    1. Volkswagen Golf (2.198 unidades)

    Lo cierto es que Volkswagen puede darse con un canto en los dientes, porque el escándalo de las emisiones de hace justo un año no parece haber hecho temblar las marcas de la empresa.

    2. Renault Clio (2.065 unidades)

    Aunque la marca cuenta con una nueva generación de automóviles, lo cierto es que la unidades que se han vendido y comercializado en el último mes no corresponde a esta, ya que la nueva versión se ha empezado a comercializar en el mes de septiembre. Veremos cómo responde el público.

    3. Volkswagen Polo (2.011 unidades)

    Este pequeño automóvil alcanza la tercera posición, tanto en su versión de 3 como de 5 puertas. Cuenta con seis opciones de gasolina, con potencia que van entre 60 a 150 caballos, a la vez que tiene dos de diésel, de 75 90 CV.

    4. Seat León (1.997 unidades)

    Este modelo de la firma de Martorell pertenece al segmento C y se comercializa con versiones de tres (SC) y cinco puertas, así como con carrocería familiar, denominada ST. La tercera generación de este coche se presentó en 2012 y cuenta con una amplia gama mecánica, con motorizaciones que pueden alcanzar los 290 CV (Cupra).

    5. Nissan Qashqai (1.985 unidades)

    La nueva versión, presentada hace dos años, es más grande que la primera y está construida sobre la plataforma CMF (Common Module Family) de la Alianza Renault-Nissan.

    6. Renault Mégane (1.763 unidades)

    Renault ha lanzado al mercado una evolución de su automóvil  más grande. Su portaequipajes, con un volumen de 434 litros, es de los mejores del segmento C. Equipa interesantes dotaciones ya montadas en otros modelos de la firma como el R-Link2 con pantalla táctil de 8,3 pulgadas o el Multi-Sense y head-up display a color.

    7. Seat Ibiza (1.621 unidades)

    El actual modelo, el cual lleva un año en el mercado, cuenta con nuevos motores, las opciones de equipamiento completamente personalizables, los sistemas de seguridad ampliados, así como una mejorada conectividad y tecnología de infoentretenimiento con una aplicación exclusiva en colaboración con Samsung.

    8. Peugeot 308 (1.570 unidades)

    Los compradores de este automóvil son amantes de los maleteros grandes.  Además, la marca propone un buen comportamiento en carretera y un completo catálogo de equipamiento.

    9. Citroen C4 (1.526 unidades)

    Propuesta de la firma de los chevrones para el segmento C. La gama incorpora motores de gasolina PureTech y diésel BlueHDi. La tecnología Stop&Start que equipa está perfeccionada con un sistema de arranque reforzado y mayor silencio en las detenciones. El paradigma del bajo consumo y de la eficiencia energética de la gama es la versión de gasóleo BlueHDi 100 S&S, que consume una media homologada de 3,3 litros a los 100 km y emite 86 g/km de CO2.

    10. Peugeot 2008 (1.461 unidades)

    Las novedades que presenta afectan esencialmente a su estética y equipamiento. La gama de motores está compuesta por mecánicas Euro6 PureTech y BlueHDi, asociadas a cajas manuales y automáticas.

  • ¡Pon a punto el aire acondicionado de tu vehículo!

    ¡Pon a punto el aire acondicionado de tu vehículo!

    7 de Junio de 2016

    RENUEVA EL GAS DEL AIRE ACONDICIONADO DE TU COCHE POR TAN SOLO 45 € + IVA

  • ¡Revisa tu vehículo antes de salir estas vacaciones!

    ¡Revisa tu vehículo antes de salir estas vacaciones!

    7 de Junio de 2016

    Las averías imprevistas se pueden evitar con una simple revisión. Antes de salir de viaje es conveniente revisar el estado de nuestro vehículo: neumáticos, nivel de aceite, aire acondicionado, etc.

    En Talleres LB Las Rozas dejamos tu coche listo.

  • Guardamos tus neumáticos de verano/invierno 100 € anuales mano de obra del cambio de neumático incl.

    Guardamos tus neumáticos de verano/invierno 100 € anuales mano de obra del cambio de neumático incl.

    24 de Noviembre de 2015

    El invierno se acerca, y para disfrutar de la máxima seguridad en el coche en condiciones climatológicas adversas (lluvia, nieve, hielo…), como expertos en neumáticos, nuestra principal recomendación es que durante esta temporada montes neumáticos de invierno.